sábado, 4 de julho de 2015

Toniná, la estructura piramidal más grande del México antiguo

Foto: La construcción de las estructuras está muy bien planeada para hacer una especie de cosmódromo, un camino en el universo. ESPECIAL / turismochiapas.gob.mx

La zona arqueológica de Toniná es una de las más importantes del México antiguo hacia el año 800

OCOSINGO, CHIAPAS.- En medio de las montañas chiapanecas, se encuentra la zona arqueológica de Toniná, una de las capitales más importantes del México antiguo hacia el año 800, donde se encuentra la estructura piramidal más grande del país, con una altura de 75 metros.

El conjunto está hecho de una manera magistral, porque todo está planeado, en la construcción que abarca 16 hectáreas, destacó el director del Proyecto Arqueológico de Toniná del INAH, Juan Yadeun Angulo, en entrevista.

De las zonas arqueológicas abiertas al público, la estructura piramidal de Toniná es la más grande de México, con una fachada que abarca 320 metros, en la esquina del noreste tiene 62 metros de altura y por el frente alcanza una altura de 75 metros, precisó.

"Podemos afirmar la hipótesis que hemos sostenido desde hace 35 años cuando comenzaron los trabajos de investigación, es la estructura piramidal de mayores dimensiones" del país, refirió el especialista del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

Durante un recorrido por el majestuoso sitio arqueológico al supervisar los trabajos de limpieza, explicó que la construcción de las estructuras está muy bien planeada para hacer una especie de cosmódromo, un camino en el universo.

Todas las construcciones de la parte superior, sus últimas tres plataformas conforman el cosmos, agregó, acompañado de su asistente Mara Díaz.

Las más de 39 escaleras son las que conducen por ese cosmos, se puede circular por los 13 templos en diversas direcciones, en diversas circulaciones, se pude repetir el movimiento del Sol durante el año y el de Venus en el cielo, de acuerdo como se peregrine entre templo y templo, indicó.

La parte superior representa el verano, la parte de abajo y al sur al invierno, son los dos extremos con los cuales el Sol se orienta perfectamente con los templos, mostrando ese movimiento rítmico que se produce cada 260 días, resaltó Yadeun Angulo.

Todo el movimiento del cielo está representado, es una reproducción del espacio y el tiempo, de la interpretación que tenían los mayas del universo.

Al caminar por esta estructura se van repitiendo los tiempos, como las direcciones del cielo, en ese movimiento armónico que los mayas pensaban, se repetían todas las cosas de la vida y de la muerte.

Al comenzar la temporada número 35 en exploración consecutiva, "sostenemos la hipótesis mayor de demostrar que la estructura urbana es compleja, de grandes dimensiones y la más alta abierta al público en el país", puntualizó.

Lo complejo, dijo, es que en las siete plataformas están distribuidos tres palacios, tres plazas, 13 templos, 40 altares, más de 50 escaleras, y que se trata de un sitio arquitectónico que en apariencia no se ve, pero que tiene una retícula muy precisa.

A su vez, mencionó que en Toniná hubo muchos gobernantes, el más afamado es el que se llamó K´inich Chaahk B'aaknal, que tomó el poder en el año 687.

El investigador indicó que 20 años después, ese señor había transformado por completo todo el escenario de la zona del río Usumacinta y se había apoderado de más de 20 capitales.

En el Juego de Pelota de Toniná hay una magnífica representación de como un día en el año 699, nueve señores de nueve ejércitos de Palenque que perdieron la batalla, fueron amarrados y arrodillados en la inauguración de la cancha.

Durante sus 20 años de gobierno, K´inich Chaahk B'aaknal transformó Toniná, todos los templos tuvieron alguna modificación, alguna reparación; incluso se hicieron nuevos templos, muchos dedicados a esa guerra contra los ejércitos de Palenque por el control del Usumacinta.

El último gobernante de que no se tiene dato preciso sobre el nombre está vestido como Chichen Itzá, como guerrero Tolteca, ese es del último que se tiene evidencia, es un gobernante muy importante, señaló.

En el sitio, otro gobernante tiene una escultura maravillosa, muy importante en otro gran momento alrededor del año 500, a quien se conoce como Tzots Choj, porque es cuando Teotihuacán se desintegra, se diluye el poder central y se dispersa en infinidad de reinos, uno de ellos es Toniná.

VIDEO:
https://youtu.be/lKuNaO3708g

El investigador del INAH, con 35 años de trabajo en Toniná, detalló que se trata de una escultura maravillosa de un señor que tiene todo el cielo en el pelo, las representaciones de todo el universo en la cabeza.

Yadeun Angulo narró que el último descubrimiento y el más importante, en septiembre de 2014, que incluso no se había dado a conocer, debido a que está en proceso de conservación, es la representación del año 509 d.c., en que un señor de Toniná aparece ataviado como granadero.

Con rodilleras y una protección en las piernas, con un casco muy grande de lana y un escudo gigante que va de la boca a la rodilla.

El hallazgo tiene características teotihuacanas, pues el hombre trae en la mano una lanzadera, está golpeando a otro que mató al tiempo que lo capturó, a quien le mete la varilla por la axila y le entra hasta el corazón, explicó.

El experto originario de Puebla recordó que los mayas utilizaban en sus guerras una lanza, fue hasta el 500 y antes, desde el 300, que los teotihuacanos invadían estos terrenos.

Las lanzaderas eran como las ametralladoras en aquel tiempo, una lanza es mortal, se trata de una representación muy interesante la que se ha encontrado, externó.

Yadeun Angulo expuso que el hombre encontrado recientemente está acompañado de un disco muy extraño, porque está escrito al revés, hay que leerlo con el espejo, es una escultura muy grande, pues tendrá más de 80 inscripciones, que ha costado mucho trabajo descifrar.

Estableció que es de la misma fecha, 505 después de Cristo, justo cuando Teotihuacán se está desintegrando, cuando el poder central del México antiguo llegó a su máxima concentración y de ahí comenzó una dispersión enorme.

Las piezas aparecieron fracturadas, una está en varias partes, la estamos restaurando y la daremos a conocer en breve, mencionó.

Los hallazgos son protegidos, se encuentran en el sistema de inventarios del INAH, que los exhibe en sus museos en el país, puntualizó.

Ahora hay piezas del museo de Toniná por todo el mundo, prestadas, el museo está lleno con piezas que dan cuenta del trabajo realizado, anotó.

La zona arqueológica se encuentra en medio de las montañas, rodeada de llanuras, de arroyos y ríos, que conforma una riqueza natural gigantesca.

A Toniná, una de las capitales más importantes del México antiguo hacia el año 800, se puede llegar tomando una carretera estatal pavimentada saliendo de la cabecera municipal de Ocosingo, Chiapas.

La zona arqueológica está a 151 kilómetros al este de la capital chiapaneca, Tuxtla Gutiérrez, a dos horas 30 minutos.

Desde 1980 en que se iniciaron los trabajos de investigación se abrió al público, hay días en que llegan mil o más o menos visitantes, pero hay ocasiones en que no va nadie.

Está trabajado un 25 por ciento del sitio y recientemente el INAH ha comprado ocho hectáreas donde existen monumentos que deberán de ser investigados, finalizó el experto Yadeun Angulo.

Fonte: http://www.informador.com.mx/cultura/2015/600513/6/tonina-la-estructura-piramidal-mas-grande-del-mexico-antiguo.htm (28/06/2015)

Nenhum comentário:

Postar um comentário