domingo, 16 de outubro de 2011

Kuélap, fascinante monumento pre-incaico en la Amazonía peruana

Kuélap, parte sur de La fortaleza – Martin St-Amant

Por Alfredo Palacios Dongo

Kuélap, mítica fortaleza de la cultura Chachapoyas, construida en el año 1000 a 3 mil metros de altura, nos brinda abundante legado histórico y cultural.

Kuélap, llamada por los incas “Monte de Niebla” es una gran fortaleza construida en el año 1000 por antiguos pobladores de la cultura Chachapoyas de la Amazonía peruana (en lengua aymara: “gente de las nubes”) en la cima de una empinada montaña a 3.000 metros sobre el nivel del mar (msnm) al lado este del río Urubamba. Se encuentra ubicada en la cordillera más alta el Distrito de Tingo, provincia de Luya, en el departamento de Amazonas, en el Perú.

Fue descubierta de manera casual en el año 1843 por Juan Crisóstomo Nieto quien en ese entonces era juez de Chachapoyas y se dirigía al distrito de Tingo a realizar una inspección, divisando a lo lejos las murallas del complejo casi enterradas por la espesa vegetación.

Impresionante construcción
Entre mantos de nubes y donde la niebla es permanente se erige esta notable fortaleza con muros que sobrepasan los 20 metros de altura para resguardarla. La muralla de unos 600 metros de largo divide el centro poblado, edificado con viviendas y otros edificios, tanto para ceremoniales como para fines administrativos. Una parte baja del pueblo con más de 300 edificaciones, y la alta con unas 80.

Su construcción, debido a su difícil ubicación y a la gran cantidad de material de piedra caliza asentada con arcilla que requirieron (alrededor de 25 millones de metros cúbicos), fue un gran desafío para los antiguos pobladores Chachapoyas. Esta cantidad de material utilizado equivaldría al triple si la comparamos con la empleada en la construcción de la Gran Pirámide de Keops, en Egipto.

Todas las edificaciones circulares fueron levantadas con piedras de granito rosado solo superpuestas sin uso de ninguna mezcla de unión –han sido 20 de éstas desenterradas y se estima que existen unas 500–. En las murallas, y como una importante característica de este complejo, se construyeron cornisas que sobresalen unos treinta centímetros en su parte baja, y fueron diseñadas tanto para defensa de las bases, así como decoración.

Concepción estratégica para vigilancia y contención de invasiones
El principal criterio para su edificación fue para desde esta fortaleza se pueda dominar la vista y permitir la vigilancia de todos los alrededores. Como lugares de vigilancia fueron instalados al norte y sur del complejo dos torreones. El más alto en el lado norte tenía más de siete metros de altura y se alzaba sobre un abismo desde el que se divisaba todo el territorio y gran parte del río Urubamba.

Asimismo, para contener las invasiones, sus tres accesos fueron diseñados en forma de embudo para que solo pueda pasar una persona, de tal forma que en caso de una invasión por otra tribu rival superior podían éstos ser fácilmente controlados y atrapados con una mínima cantidad de guerreros. También construyeron un camino que parecía de ingreso a la fortaleza, pero que desembocaba a un precipicio, donde los invasores eran empujados por vigías ocultos en el recinto.

Conquista inca de cultura Chachapoyas se inició en 1470
Los Chachapoyas vivieron allí con autonomía desde el siglo IX hasta el siglo XV. La conquista inca se inició en 1470 cuando Túpac Yupanqui, siendo inca soberano, comenzó las acciones para doblegar la resistencia y ferocidad de los Chachapoyas, pero éstos estaban dispuestos a morir en defensa de su libertad.

Posteriormente, cuando Huayna Cápac asumió el mando del imperio incaico, a pesar que tuvo que hacer regresar al Cusco al ejército inca hasta en dos oportunidades, en su último avance derrotó a los Chachapoyas y colocó gran cantidad de tropas incaicas en dicho lugar.

A pesar de que en tiempos de los incas Huáscar y Atahualpa, los Chachapoyas produjeron algunas rebeliones, no pudieron deshacerse del yugo inca. A la llegada de los españoles prefirieron aliarse con ellos, mediante la famosa alianza “hispano-chacha”, en lugar de permanecer bajo el dominio incaico.

A partir de la conquista inca, hasta la época colonial, esta prominente cultura fue afectada en su orden político, social y administrativo. Muchas pugnas internas influyeron en la debacle jerárquica, terminando los enfrentamientos en masivos asesinatos. En el año 2007 fueron encontrados en reducidos nichos unos 200 contextos funerarios enterrados que datan de los siglos VII y VIII –en el 2010 se hallaron 79 más– debajo de plataformas circulares cerca del Templo Mayor, el más importante de la ciudadela.

Difícil acceso a este importante monumento
Solamente unos 24 mil turistas visitaron la fortaleza en el 2010, el 3% de los que viajan al Cusco y el 1% de los que vienen al Perú, ya que actualmente ninguna aerolínea realiza vuelos a Chachapoyas debido a que es un destino no consolidado, con pocos hoteles y centros turísticos implementados.

Según el presidente regional de Amazonas, José Arísta, se proyecta efectuar inversiones para contrarrestar esta situación y concretarlas a inicios de 2013. Se implementarían 10 productos turísticos en Chachapoyas, se habilitaría un Parador Turístico de Kuélap, así como se edificaría un teleférico desde Tingo Nuevo hasta la fortaleza, cuyo recorrido duraría solo dos horas.

Importancia de esta mítica fortaleza
La mítica fortaleza de Kuélap destaca como un grandioso monumento pre-incaico de la cultura Chachapoyas cuyos pobladores habitaron la región entre los ríos Huallaga y Marañón. Por sus construcciones es hermanada con Machu Picchu y Chan Chan. Su legado histórico y cultural es fundamental para profundizar el conocimiento sobre el patrimonio cultural peruano.

Cabe resaltar que la revista “National Geographic Traveler” incluyó esta fortaleza en una lista denominada “50 places of a lifetime” (los 50 lugares que hay que visitar mientras se tenga vida), habiéndose incluido a Kuélap en la edición de colección de octubre de 2010. Solo Machu Picchu había sido formulado en una primera lista en 1999 como destino distintivamente peruano.

Fonte: http://www.suite101.net/news/kuelap-fascinante-monumento-pre-incaico-en-la-amazonia-peruana-a69892 (15/10/2011)

Nenhum comentário:

Postar um comentário