quinta-feira, 28 de abril de 2011

Trasladan piezas arqueológicas de Machu Picchu

Las joyas incaicas que devolvió la Universidad de Yale, fueron llevadas al Museo de la Nación en Lima.

El presidente de Perú, Alan García, ordenó hoy el traslado al Museo de la Nación de un lote de piezas arqueológicas de Machu Picchu, que fueron devueltas por la Universidad de Yale, en Estados Unidos.

Un total de 17 cajas con las joyas incaicas fueron llevadas desde el palacio de gobierno, en pleno centro de Lima, hasta el Museo de la Nación, en el distrito de San Luis, y se ordenó un fuerte resguardo policial para evitar eventuales robos.

En el Museo de la Nación se custodiarán las piezas, las que quedarán bajo una temperatura y humedad adecuada para su conservación y se prevé que sean llevados luego al Cusco, traslado que será acompañado por el viceministro de Cultura, Bernardo Roca Rey.

Las piezas arqueológicas serán exhibidas en la Casa Concha del Cusco, la cual ha sido habilitada especialmente para convertirse en un museo excepcional.

En los últimos 15 días, las cerámicas, líticos, óseos y metales permanecieron en el palacio de gobierno, donde fueron visitadas por 305 mil personas, entre peruanos y extranjeros.

El mandatario García encabezó una intensa batalla legal para que la Universidad de Yale devolviera las piezas que fueron trasladadas a ese lugar en 1911 para su estudio por el estadounidense Hiram Bingham, descubridor de Machu Picchu.

Fonte: http://www.eluniversal.com.mx/notas/761501.html (27/04/2011)

DESCUBREN ESCALINATA CON JEROGLÍFICOS MAYAS

Fue hallada por un grupo de arqueólogos en el sitio El Palmar y está compuesta por seis peldaños que conservan más de 130 cartuchos o conjuntos de glifos

Su desciframiento preliminar revela que esta antigua ciudad maya tuvo contactos con las urbes de Calakmul, también en Campeche, y Copán, Honduras, hace mil 300 años


Una escalinata con jeroglíficos mayas fue descubierta en la Zona Arqueológica El Palmar, al sureste de Campeche, por un equipo de expertos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta) y de las universidades de Arizona, Estados Unidos, y Nacional Autónoma de México; su desciframiento preliminar revela que esta ciudad prehispánica mantuvo contactos con las urbes de Calakmul, ubicada en esa misma entidad, y Copán, en Honduras, hace casi mil 300 años.

Los responsables de este proyecto arqueológico, Javier López Camacho y Kenichiro Tsukamoto, de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH) y de la Universidad de Arizona, respectivamente, dieron a conocer que la escalinata de seis peldaños conserva 90 bloques con más de 130 cartuchos o conjuntos de jeroglíficos, que hacen referencia a acontecimientos registrados en el periodo Clásico maya (250-900 d.C.).

Destacaron que aunque no se trata de la única escalinata jeroglífica encontrada en las tierras bajas mayas —hasta el momento se tienen reportadas 20—, la de El Palmar se encuentra asociada a la periferia del asentamiento y a estructuras de dimensiones modestas, cuando por lo general estos elementos arquitectónicos se hallan vinculados a edificios monumentales del área central de los sitios.

El reporte de este hallazgo se remite a junio de 2009 como parte de un reconocimiento de superficie que hizo el equipo arqueológico al norte de El Palmar, donde la presencia de un pequeño conjunto de vestigios arqueológicos, al que se nombró Grupo Guzmán, y la evaluación de las piedras in situ, sugirió su posible asociación a una escalera jeroglífica.

La temporada de campo se realizó a fines de 2010 e inicios de 2011 con el financiamiento de la National Geographic Society y la American Philosophical Society, el INAH, la UNAM y la Universidad de Arizona, contando además con el apoyo de expertos de la Coordinación Nacional de Conservación del Patrimonio Cultural del INAH, así como de la delegación del INAH en Campeche, para su preservación.

De acuerdo con los arqueólogos Javier López Camacho y Kenichiro Tsukamoto, los primeros cuatro peldaños presentaban un buen estado de conservación, mientras el quinto y el sexto estaban fragmentados y fue necesario realizar tratamientos de conservación emergente.

Todos los bloques fueron registrados en fotografía, dibujo y ubicación específica con instrumentos topográficos de tecnología láser, antes de ser trasladados al campamento arqueológico como medida de seguridad, ahí, las restauradoras del INAH: Yareli Jáidar, Diana Arano y Leticia Jiménez, determinaron su estado de conservación.

No obstante lo anterior, las coordinaciones nacionales de Arqueología y de Conservación del Patrimonio Cultural, así como el Centro INAH-Campeche, contemplan el diseño de un proyecto más amplio de restauración en un futuro cercano. Actualmente los bloques grabados permanecen en el campamento ubicado en el poblado Kiché Las Pailas, municipio de Calakmul.

El desciframiento de los jeroglíficos
En lo que respecta al desciframiento de las inscripciones glíficas, si bien es todavía preliminar, el epigrafista del proyecto Octavio Esparza Olguín, de la UNAM, señaló que el texto jeroglífico apunta a acontecimientos importantes para comprender la historia del periodo Clásico maya (250-900 d.C.).

La escalinata jeroglífica del Grupo Guzmán narra —entre otros eventos históricos— la visita de personajes foráneos a El Palmar, posiblemente dignatarios; así mismo, la elaboración del grabado de los escalones está asociada a una rueda calendárica con fecha de 11 Ajaw 18 Sak, que equivaldría al 13 de septiembre de 726 d.C.

La información contenida en el texto epigráfico también hace referencia a señores del sitio, así como a contactos que mantuvo El Palmar con urbes como Calakmul y Copán, éste último ubicado en los confines sureños del área maya.

Es posible que la visita de señores de Calakmul y Copán a El Palmar, se diera una década antes de que estas ciudades fueran derrotadas, respectivamente, por Tikal y Quiriguá (Guatemala), entre 736 y 738 d.C.

Otros hallazgos asociados
La escalinata jeroglífica hallada forma parte de un basamento simple que mide 10 por 10 m, y 3 m de altura, el cual fue acondicionado para soportar un edificio abovedado al que se accede precisamente por esta escalera que se ubica en su costado poniente. Los trabajos para liberar y consolidar esta estructura estuvieron a cargo de la arqueóloga Luz Evelia Campaña.

La excavación fue extensiva y también abarcó un cuarto que está en la parte superior y el basamento de la estructura. En el edificio se identificaron dos banquetas en los extremos y, sobre su piso —que muestra huellas de haber sido quemado, posible evidencia de un ritual— se registraron fragmentos de cerámica.

Además, al excavar dentro del cuarto se encontró un entierro con ofrenda, contemporáneo a la construcción de la escalera, el análisis estratigráfico estableció que data del siglo VIII d.C.

El entierro está compuesto por restos óseos humanos erosionados, dos vasijas policromas y huesos. El análisis preliminar —realizado por la antropóloga física Jessica Cerezo-Román, de la Universidad de Arizona— sugiere que corresponde a un individuo masculino de alto rango, esto a juzgar por las características de su mandíbula y la incrustación de jade en los dientes incisivos.

A su vez, los materiales cerámicos y líticos son estudiados en el Laboratorio de Estudios Mayas de la ENAH, y en el Laboratorio de Suelos y Sedimentos de esta escuela. Mientras que el biólogo Serafín Sánchez Pérez analiza evidencias de actividades humanas plasmadas en los pisos quemados.

Por otra parte, el doctor José Luis Ruvalcaba, del Instituto de Física de la UNAM, efectúa el análisis de piezas de obsidianas por medio de la emisión de rayos X inducida por partículas (PIXE, por sus siglas en inglés), a fin de establecer su procedencia. El fechamiento por carbono 14 y el análisis petrográfico (del tipo de roca) se llevan a cabo en la Universidad de Arizona, para confirmar con precisión las fechas inscritas y determinar las huellas presentes en los artefactos.

Fonte: http://www.inah.gob.mx/index.php/boletines/14-hallazgos/4997-descubren-escalinata-con-jeroglificos-mayas (25/04/2011)

Pré-história pulsa no Parque Nacional Serra da Capivara

Redação do DIARIODEPERNAMBUCO.COM.BR

Percorrer as trilhas do Parque Nacional Serra da Capivara, no sudeste do Piauí, é como viajar rumo à pré-história do território que hoje constitui o Brasil. A reserva, reconhecida pela Unesco como Patrimônio Cultural da Humanidade, abriga a maior concentração de sítios arqueológicos conhecidos de todo o continente americano – são 976 –, com direito a fósseis da extinta megafauna e múmias de crianças indígenas sepultadas há milhares de anos.

Embora a principal atração do parque seja a arte rupestre, os paredões verticais e os cânions também saltam aos olhos. Imponentes monumentos naturais, como a Pedra Furada, fazem da serra um museu a céu aberto cercado de uma paisagem exuberante, apesar de se situar em pleno semiárido brasileiro.

A cidade mais próxima dali é São Raimundo Nonato, que abriga o moderníssimo Museu do Homem Americano, oferece boas opções de hospedagem e uma deliciosa culinária típica, baseada na carne de bode. Pegue a estrada e encare essa aventura.

Por Gabriela Lima, do Correio Braziliense

Fonte: http://www.diariodepernambuco.com.br/brasil/nota.asp?materia=20110404110310 (04/04/2011)

Nuevo circuito de visitas en museo Huaca Pucllana

El Ministerio de Cultura informó que desde este jueves 14 de abril, el Complejo Arqueológico Huaca Pucllana inaugurar ó un nuevo circuito de visitas en el sitio arqueológico ubicado en la cuadra 8 de Gral. Borgoño en Miraflores, y contará con la presencia del titular de Cultura, Dr. Juan Ossio Acuña y el alcalde de Miraflores, Jorge Muñoz Wells.

Según indica el Municipio de Miraflores el nuevo circuito de visitas comprende la Plaza de los Oferentes, un ambiente resultado de las excavaciones realizadas en una de las más importantes zonas de la Gran Pirámide, que cuenta con dos niveles con banquetas y postes de madera, donde los antiguos sacerdotes de la Cultura Lima (200 – 700 d.C.) recibían las ofrendas de sus súbditos.

Esta plaza, ubicada en una de las partes más altas de la pirámide de Pucllana, ha sido recreada con réplicas exactas de vasijas y postes, a fin de que los visitantes tengan una visión más exacta de cómo se desarrolló la Cultura Lima.

Se mostrará también recreaciones de tumbas de la cultura Wari. Cabe precisar que los wari conquistaron Lima en el año 700 d.C. y convirtieron Pucllana en un cementerio de sus personajes.

Los visitantes podrán apreciar además detalles de la arquitectura ceremonial de la cultura Lima y al descender de la pirámide se visualizarán los restos dejados por la cultura Ischma (siglo XV – XVI), otra de las culturas que habitó Pucllana.

Fonte: http://www.connuestroperu.com/index.php?option=com_content&view=article&id=16768:nuevo-circuito-de-visitas-en-museo-huaca-pucllana&catid=22:miscelanea&Itemid=38 (15/04/2011)

Tucume: Las Pirámides del adobe que Son anteriores a los incas

Author note: Back in February, I had mentioned Tucume in passing, linking to an archived article of mine about this illustrious ghost town. This is the piece in its entirety.

The Lambeyeque Valley in Peru is the site of six adobe pyramids, known by the Lambeyeque people, as well as the Chimu tribe, as the sacred site of Tucume.

The adobe pyramids were constructed before the arrival of the Incas around 1000 to 1100 AD and they are legend to be haunted by evil spirits. The indigenous people are enamored by the site, refusing to visit, afraid of what harm might come to them. It's no wonder that Tucume has been given the name "purgatoria", however many suspect the name was given by the Spanish Conquistadors to stop people from visiting the site. Oddly, grave robbers have never attempted to loot Tucume because of its alluring reputation.

The civilization thrived raising crops and animals and formulating a complete info structure including waterways and manmade watercourses.

The most recent discovery of 119 bodies suggests that ritual sacrifices were performed in one of the many temples on site. Consequently, the sacrifices were most likely performed by the Incas in an attempt to stop Spanish Invasion in 1532.

After the arrival of the Spanish, the only thing that remained of Tucume was the adobe pyramids. Sadly, after Peru was conquered by the Spanish, Tucume was abandoned and exists only as a ghost town.

Tucume was little known to the world until 1988 when Thor Heyerdahl, a Norwegian explorer, embarked on several excavations. His discoveries led to increased interest about the site. Among his discoveries were Incan and Chimu textiles, metalwork, and pottery. In addition, 40 tombs and burial sites were unearthed, including one such tomb that included "a prominent Inca general, possibly the governor of Tucume".

The entire site spans over 540 acres and includes 26 major pyramids and mounds. The largest of the pyramids is the Huaca Larga, measuring 700 meters in length, 280 meters in width, and 30 meters in height.

Today, the site remains a ghost town, with the exception of a few travelers passing by to take pictures or bike.

Fonte: http://www.ancientdigger.com/2011/04/tucume-las-piramides-del-adobe-que-son.html (19/04/2011)

Patriarca de índios dos Andes viveu há 5.000 anos, diz DNA

REINALDO JOSÉ LOPES
EDITOR DE CIÊNCIA

Pesquisadores brasileiros, junto com colegas da Bolívia, do Equador e do Peru, estão começando a usar o DNA para investigar a pré-história das poderosas civilizações dos Andes que floresceram antes de Colombo.

Em comunidades atuais habitadas por descendentes dos incas, eles flagraram a assinatura genética do que o pesquisador Fabrício Rodrigues dos Santos, da UFMG (Universidade Federal de Minas Gerais), chama de um "Adãozinho andino". A comparação com o personagem bíblico se justifica porque a assinatura genética vem do cromossomo Y, a marca genética da masculinidade em mamíferos como nós.

Todo pai lega uma versão de seu cromossomo Y aos filhos do sexo masculino. E são justamente mutações nas "letras" químicas desse cromossomo que ajudam a diferenciar linhagens de homens ligadas a grandes eventos históricos, como migrações, expansões populacionais e guerras.

Foram dados do cromossomo Y, por exemplo, que sugeriram o brutal impacto reprodutivo do conquistador mongol Gêngis Khan (1162-1227) sobre a população do mundo: nada menos que 12 milhões de homens carregariam uma variante de seu Y.

MODÉSTIA
O diminutivo empregado por Santos já mostra que o anônimo patriarca andino provavelmente não realizou um feito tão impactante.

Segundo cálculos dos pesquisadores, ele teria vivido há pouco mais de 5.000 anos. Pelo que os dados indicam até agora, ele possui descendentes espalhados por nove comunidades indígenas, oito delas nos Andes peruanos e uma na Bolívia. Em algumas populações estudadas, seus "filhos" chegam a ser perto de 70% dos homens. O dado é importante porque até agora os geneticistas tinham sofrido para achar variantes do cromossomo Y que ajudassem a contar a história das populações da América do Sul.

As versões bem estudadas do cromossomo valem só para grandes divisões populacionais, que não dizem muita coisa sobre a origem de tribos ou civilizações.

A coisa começa a mudar no novo trabalho, cuja primeira autora é Marilza Jota, colega de Santos na UFMG. A assinatura genética que os cientistas identificaram é sutil, a troca de uma única "letra" química do DNA, um C (citosina) que virou um T (timina). O momento em que essa linhagem se originou é, em si, sugestivo: trata-se da época imediatamente anterior ao avanço da agricultura do milho nos Andes. Os descendentes do portador do Y poderiam, em tese, ter se multiplicado graças a essa nova tecnologia agrícola.

"Quem sabe não achamos outro marcador que ajude a contar a história de ancestralidade e descendência dos incas? É disso que estamos atrás agora", afirma Santos, para quem os dados sugerem que a meta pode ser viável.

O estudo sobre o patriarca andino será publicado numa edição futura da revista científica "American Journal of Physical Anthropology". O trabalho integra o Projeto Genográfico, iniciativa patrocinada pela National Geographic para mapear a história humana com a ajuda dos genes de povos indígenas.

OBS: Existe na matéria original, uma ilustração intitulada “O Y da questão – marca da masculinidade ajuda a estudar história” que vale a pena ser vista!

Fonte: http://www1.folha.uol.com.br/ciencia/905138-patriarca-de-indios-dos-andes-viveu-ha-5000-anos-diz-dna.shtml (20/04/2011)

Un nuevo Museo Nacional

Para preservar nuestro patrimonio. Museos contribuyen también a la economía del país, además cautelan pruebas de nuestra identidad.

María del Carmen Portillo B.

Si bien tenemos un nuevo Ministerio de la Cultura, desde hace 8 meses, se ha tenido que cerrar la Biblioteca Nacional y el Archivo General de la Nación porque la nueva administración descubrió que se estaba comercializando el patrimonio de la nación en el Jr. Amazonas y el internet. Si nadie sabe con certeza cuántos libros y documentos han desaparecido, cuál es la situación de los bienes que guardan nuestros museos, ¿está bien resguardada la herencia de nuestros antepasados?

Los museos contribuyen a la economía de un país y tienen un papel clave en la formación de la identidad porque guardan y conservan el conjunto del patrimonio cultural de una nación. Es más, los museos permiten el entendimiento y el diálogo entre las naciones, las que juntas expresan la visión común de la humanidad: el desenvolvimiento de las culturas y el desarrollo humano.

Sin embargo hasta ahora el Perú no termina de prestar atención a sus museos. A pesar de ser herederos de una de las culturas más importantes de América, el Museo Nacional de Arqueología, Antropología e Historia del Perú es literalmente un mendigo sentado en un banco de oro. De acuerdo a la página del museo, solo 143,628 personas visitaron el museo en el 2009. Ese mismo año, el Museo Nacional de Antropología de México recibió más de dos millones de visitantes y su sitio web más de 500 mil visitas.

La diferencia está en que México, al igual que otras capitales latinoamericanas, decidió invertir en cultura convirtiendo su patrimonio cultural y el entorno en donde se desarrollaron dichas culturas en un activo importante del país. Es decir, crearon valor de su patrimonio. México construyó su Museo Nacional en 19 meses. En el diseño participaron no solo ingenieros y arquitectos, sino también artistas, antropólogos e historiadores porque se tomó la decisión de exhibir no solo piezas prehispánicas, coloniales y republicanas, también dar cuenta de la diversidad étnica y cultural del país. La extensión de ambos museos es similar pero el área construida en México es mucho mayor que nuestro vetusto museo de Pueblo Libre, 23 salas permanentes vs 15.

Las colecciones de nuestro museo forman parte de los resultados de las expediciones de Max Ulhe en 1906 y Julio C. Tello en 1925, además de la adquisición de la colección de Víctor Larco Herrera en 1924. La página web menciona que el museo posee 65,000 piezas de cerámica y 32,000 valiosos textiles entre otras piezas, pero si solo hay 15 salas de exposición, cómo y dónde se guardan estos tesoros. Para nadie es un secreto además que en los depósitos hay un grave problema, no hay registros ni espacios climatizados.

Aunque del 2003 al 2006 se renovaron 3 salas y se construyó la sala virtual, desde esa fecha no se ha vuelto a hacer nada por uno de nuestros principales atractivos turísticos.

Es imprescindible pues crear una institución digna y emblemática de la milenaria cultura peruana. El Museo Nacional del Perú deberá ser lo que el Museo Nacional de Antropología es a México, el Louvre a Paris o el Museo del Oro a Bogotá. Un edificio moderno y representativo, cuyo diseño sea el resultado de un concurso internacional. El MNP deberá ser además la sede del Servicio Nacional del Patrimonio Cultural Monumental en sustitución del Area de Arqueología del Viceministerio de Patrimonio e Industrias Culturales y, como tal, estar a cargo de la conducción de la política de Estado en materia de patrimonio cultural mueble e inmueble y ser la sede del Sistema de Archivos y Depósitos Nacionales que albergue en condiciones idóneas (estándares de inventario, registro y catalogación, sistemas de información y bancos de datos únicos) las vastas colecciones históricas, arqueológicas y antropológicas que se van recuperando en el país. En nuestro país donde se escarbe aparecen restos, como lo ha demostrado el descubrimiento del señor de Wari. Por otro lado, se deberían endurecer las sanciones a los traficantes del patrimonio nacional y ser declarados traidores a la patria. Por último, se viene anunciando que la primera colección de piezas de Machu Picchu devueltas por Yale se expondrían en Palacio de Gobierno, una demostración más de la poca importancia que le damos a nuestros museos.

Un espacio marginal
Por otro lado, el Museo de la Nación conformado por 16,000 piezas prehispánicas, ya no existe. Este tuvo que ser desmantelado el 2007 para recibir el ALCUE aunque todavía están allí los depósitos y el registro de las piezas almacenadas, mas no el Ídolo de Pachacamac, el que según se dice estaría en Palacio de Gobierno. Igualmente, el Museo de la Cultura ya quedó marginado por el avance de la ciudad hacia el este, las barandas del metropolitano y las combis de la Av. Alfonso Ugarte.

Fonte: http://www.larepublica.pe/archive/all/larepublica/20110421/32/node/344716/todos/11 (21/04/2011)

Maya Collapse and Modern Society

A spoon-shaped greenstone ornament (about two inches long) found in the excavation tunnel at Ceibal. The object was probably worn by an early community leader as a pectoral and then placed in a cache in a communal ritual. Por Takeshi.

By TAKESHI INOMATA

An obvious question that comes to mind is how past societies responded to natural and environmental disasters. Did the drastic social change around the ninth century A.D., often called the Classic Maya collapse, result from environmental problems or climatic changes? Are there lessons in what happened to the Maya? Our previous research at Aguateca showed that this Maya city was attacked by enemies and was rapidly abandoned around A.D. 810. Ceibal, in the same region, survived for another century and a half or so, erecting magnificent stelae while many other cities declined. Ceibal’s eventual fall was less dramatic than that of Aguateca, but our excavation of the Ceibal royal palace revealed evidence of burning and destruction.

We are now examining how these political and social processes might be related to environmental degradation and climate change. We are still waiting for the results of the environmental studies conducted by our Japanese colleagues, but we can probably say that even if environmental and climatic problems happened, these external troubles alone did not cause the Maya collapse. Our finds at Aguateca and Ceibal show that political problems and intensified conflicts, regardless of whether they were triggered by environmental crises, ultimately led to the abandonment of these cities. In our continuing study, we hope to examine interactions between humans and the environment, including the questions of how people responded to the challenges posed by environmental problems and how they restored, or failed to restore, social integration.

Stela 19 of Aguateca depicting the ruler of the city in elaborate ceremonial attire. Por Takeshi.

Another issue that we have been examining is an even broader one, concerning the makeup of human society and the way it changes. We have been studying how sedentary societies with governmental institutions came about. We observe the emergence of an aggregated settlement and political centralization in the early history of Ceibal, and these forms of spatial arrangement and political organization became common features of later societies that we usually call civilizations, including our own.

More specifically, we have been addressing the question of whether a formal arrangement of buildings and plazas was established at the very beginning of occupation at Ceibal around 1,000 B.C. An important focus of our work in this regard was the western pyramid of the Central Plaza. By digging a tunnel from the frontal area of the pyramid toward its core, we attempted to find the earliest version of this central ceremonial building. When we wrote our last post on March 6, the tunnel had reached a length of 18 meters (about 60 feet) and we still had not found the early structure. We were becoming a bit pessimistic as the end of the field season neared. In the last week of our excavation, however, Raúl Ortiz, who led the tunnel excavation team, finally saw that the natural soil surface that he had been following sloped up and then formed steps. This was the earliest building that we had been looking for! It turned out that the ancient residents of Ceibal carved a natural rise into the form of a stepped structure and placed a series of caches containing greenstone axes in front of it. To me, this was a discovery more exciting than any royal tomb.

This discovery accords well with the finds in other parts of the site. As we wrote in earlier posts, Daniela Triadan and Victor Castillo dug through seven meters (about 23 feet) of construction layers of the large platforms located near the Central Plaza and found that substantial parts of these platforms were built in the early days of Ceibal. On the other side of the Central Plaza, Flory Pinzón found that the eastern part of the early ceremonial space was made of a construction fill about two meters high (about six and a half feet) retained by a substantial stairway. After five seasons of excavation, we now have enough confirmation that the formal ceremonial center of Ceibal was suddenly established with a substantial initial construction effort at the beginning of the first millennium B.C. in an area formerly occupied by small mobile populations.

The earliest ceremonial structures found in the tunnel excavation at Ceibal. The first version was a natural rise carved into a stepped structure form (the white layer at the bottom). The brown layer above it represents the second version of the building, which was then covered by later constructions. Por Takeshi. Our archaeological field season at the Maya site of Ceibal ended successfully, but its last few weeks were an emotional roller coaster. The elation of important discoveries was quickly dampened by the news of a disaster in Japan, and we spent a few days worrying about the safety of our colleagues and collaborators. The magnitude of tragedy made us ponder archaeology’s relevance to the problems of the modern world.

Perhaps we need to rethink the common assumption that transitions from mobile living to aggregated settlements were always gradual. Human history is often marked by times of rapid change that punctuated periods of stability. Our finds also compel us to reconsider the popular notion that first a developed society with necessary technologies was established and then large, formal buildings were constructed. The process at Ceibal appears to have happened in reverse order. But this does not mean that Ceibal is completely unique. When ancient people built first pyramids or ceremonial buildings in various parts of the world, these constructions represented unprecedented experiments. As the construction proceeded, people possibly needed to come up with new techniques and new ways of organizing labor. As much as society made structures, those buildings made society. Comparable processes are probably happening in the modern world as well.

A related issue is the rise of political leaders and centralized governmental institutions. The primary motivation for founding Ceibal as a formal center appears to have been to create a structured space for communal ritual. As community members gathered in these public events, their leaders probably took the center stage by depositing greenstone axes and other precious objects in caches. Early Maya political authority seems to have been rooted more in leaders’ ritual roles than their ability to control economic resources.

The importance of ritual performance by early community leaders may have shaped the later course of Maya political authority. Many of the splendid Classic-period stone monuments (A.D. 250-900) depict Maya rulers in elaborate costumes dancing, conducting rituals or playing ballgames in public spaces. These theatrical acts were primary duties for Maya kings and an important base of their power. The notion of a ruler dancing in public may sound strange, but political leaders’ public performances, in different forms, are an essential part of political mechanisms in modern societies as well. The president, for example, is not just a political decision-maker — through public speeches and official ceremonies, he embodies the ideals of the nation and fosters a sense of social integration.

These insights gained from archaeology, I believe, can help us to recognize the commonalities shared by humans and to appreciate the uniqueness of each society. They also put our current situation in perspective. We often take our form of society for granted, but we need to step back sometimes and contemplate how and why we have come to live in this particular way. This kind of inquiry does not provide immediate solutions to the pressing issues of the modern world, but without it we may remain blind to our own nature. And for archaeology to be relevant to today’s world, archaeologists have to make an active effort to speak to the general public, particularly to the descendant communities of the culture we study, and to encourage people to discuss the implications of archaeological finds. I thank our readers for following our posts and commenting on them.

Fonte: http://scientistatwork.blogs.nytimes.com/2011/04/14/maya-collapse-and-modern-society/ (10/04/2011)

EL BRILLO DEL DESIERTO, YACIMIENTO DE HISTORIA

Por Guillermina Escoto Garduño
guille_es66@yahoo.com.mx

Cuando se dice que en la totalidad del territorio mexicano hay enterrados pedazos de historia, uno piensa en las enormes pirámides mayas ocultas entre la selva, o los edificios teotihuacanos o mexicas, establecidos en valles; pero nunca en el desierto; sin embargo, este suelo, aparentemente estéril, también obsequia vestigios arqueológicos de importancia para la historia de la humanidad, como pueden ser algunas de las primeras herramientas que elaboró el hombre o los huesos de animales extintos.

Como sucedió en Sonora, apenas a los ochos días de comenzar 2011, cuando México registró su primer descubrimiento arqueológico del año, en un sitio identificado como de caza y destazamiento de fauna del Pleistoceno, llamado Fin del mundo: tres puntas Clovis de 12,000 años de antigüedad elaboradas en sílex, dos enteras y una fragmentada.

Las puntas Clovis
Los expertos consideran que estas herramientas poseen un grado de perfección y belleza no habitual para su antigüedad, por lo que son únicas en la historia de la tecnología, lo que suma un valor estético al histórico: es una hoja de piedra perfectamente tallada por presión, con bordes bien definidos, un canal abierto hasta la mitad de la pieza que servía para asegurar la punta a un palo, y de una textura tan suave como la cera, pero con el filo suficiente para herir a un mamut. Se han encontrado de sílex, basalto y cristal de roca.

Sus inventores fueron los Clovis –de ahí el nombre de la punta de flecha–, por mucho tiempo considerados los primeros pobladores de América y de cuya existencia se sabe por las herramientas de cacería que fabricaron y que se han descubierto en el norte y centro del continente. La teoría del poblamiento de América que dominó durante el siglo XX dice que los Clovis pasaron por el estrecho de Bering, de Siberia a Alaska, hace 13,000 años, durante la Era de Hielo, cuando el nivel del mar bajó, y que de ahí iniciaron su camino hacia el sur.

A estos hombres se les puso Clovis, porque la primera punta con las características arriba mencionadas de que se tuvo noticia en el mundo fue encontrada en la localidad Clovis, Nuevo México, en Estados Unidos (1929). De acuerdo con los especialistas, se han encontrado puntas Clovis casi en todo el norte de América, donde no estuvo presente la masa de hielo de los glaciares; así como en algunos lugares del centro del continente; la más sureña fue descubierta en Costa Rica. Después de Sonora, la cantidad de puntas Clovis disminuyen considerablemente en cantidad.”

Para la arqueóloga Guadalupe Sánchez Miranda, quien encabeza el proyecto de investigación Fin del mundo, realizado desde el año 2007 por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), conjuntamente con la Universidad de Arizona y National Geographic Society, los Clovis entraron a México por Sonora y de ahí bajaron hacia el sur; hipótesis que quiere confirmar con el estudio de este sitio.

Sánchez Miranda destaca que en México ha sido esporádico el descubrimiento de puntas Clovis, “a lo mucho se cuenta con una docena procedentes de otros estados del país, principalmente Sinaloa, Jalisco, Oaxaca y Chiapas; en Sonora, los hallazgos llegan a cerca de 100 herramientas, entre puntas y preformas, lo que indica que aquí, hace 13 mil años hubo una población de Clovis abundante.

Otro aspecto que destaca es que los sitios Clovis por lo regular son pequeños y ella localizó uno en Sonora de gran extensión (cuatro kilómetros cuadrados), que llamó El Bajío, también indicativo de una población considerable.

Entre 1998 y 2007, Guadalupe Sánchez ha descubierto 12 sitios similares, de los cuales “al menos cinco son importantes para el estudio de los primeros pobladores de América porque fueron habitados por más cantidad de gente que el resto: El Aigamo, El Granal, Alba, El Bajío que destaca por su extensión, comparable con Gold Sais (EU), uno de los campamentos Clovis más grande de América, y Fin del mundo, importante por el estado de conservación en el que se encontró”. La arqueóloga detalla que los 12 sitios se encuentran alrededor de Hermosillo, unos más al norte y otros cercanos a la costa.

Una “escena congelada”
Fin del mundo se encuentra en medio de una planicie desértica, despoblada 150 kilómetros a la redonda; es un lugar donde el sol cae a plomo durante el día y por la tarde ilumina el paisaje de color dorado; la tierra se levanta con la fuerza del viento cubriendo todo como si fuera viejo y la resequedad agrieta el suelo, que aun así florece para regalarnos plantas que parecen esculturas minimalistas.

Pero hace 12,000 años era distinto: “una zona boscosa, con un lago a donde animales propios del Pleistoceno, ya extintos, se acercaban a buscar alimento y seguramente se quedaban atrapados en la orilla pantanosa; los hombres de entonces aprovechaban el accidente de las bestias para clavarles sus puntas de flecha y consumirlos”, reconstruye Sánchez Miranda en su mente de científica que intenta explicar los hechos.

Y es que para fortuna de la arqueología algunos huesos de aquellos enormes animales del Pleistoceno permanecieron ahí desde entonces; se quedaron “congelados” en la escena de la contienda como la imagen de una película de ciencia ficción, que ahora los arqueólogos interpretan y reconstruyen en su pensamiento a través del saber que les da años de estudio. Los huesos, de diversas especies, fueron encontrados en 2008, de acuerdo con las investigaciones llevadas a cabo destacan dos ejemplares de gonfoterio, un pariente del elefante parecido al mamut, pero más pequeño, que nunca había sido encontrado en asociación con el hombre en el norte del continente americano. Las teorías refieren que este animal dejó de habitar está región hace 30,000 años.

Pero para mayor suerte de los investigadores de Fin del mundo, en el mismo contexto arqueológico en que se encontraron los huesos de las bestias, yacían también las puntas de flecha Clovis, apenas localizadas el 8 y 12 de enero de 2011. La escena pudo haberse detenido para esos dos gonfoterios desde aquel preciso momento en que llovían lanzas sobre sus lomos y costados, mientras un grupo de Clovis intentaba derribarlos para comerlos, para cubrirse del frío nocturno con su grueso pelaje y quizá para elaborar amuletos con pedazos de sus huesos y dientes.

“Por primera vez en Norteamérica, especialistas en paleontología y prehistoria localizamos herramientas de grupos Clovis y huesos de gonfoterio en un mismo contexto arqueológico, lo que nos permite suponer que el hombre coexistió con esta especie animal de la familia del elefante y también que esta especie vivió por más tiempo del que se piensa en el norte del continente.

“El descubrimiento es de gran trascendencia porque los gonfoterios sólo se habían encontrado en asociación con el hombre en América del Sur; en tanto que en todo el norte y centro del continente, hasta Costa Rica, las evidencias que se han descubierto son de mastodonte americano y mamut”, explicó en su momento Guadalupe Sánchez.

Los estudios de los restos de gonfoterio los realiza Joaquín Arroyo Cabrales, investigador del Laboratorio de Arqueozoología del INAH, quien en entrevista explica los detalles en torno a este animal extinto, que habitó durante el Pleistoceno, hace 11,000 años.

Como el mamut pero más pequeño
Para el paleontólogo Joaquín Arroyo, el mito de los cazadores de mamut, como se les ha identificado a los Clovis, es más romántico que cierto, porque su cacería implicaba un riesgo muy fuerte para el hombre, al atacar a un animal de toneladas de peso; por eso lo que él propone es la práctica carroñera; es decir, los grupos de cazadores esperaban a que un mamut se quedara atrapado en un pantano para aprovecharlo.

Lo mismo debió haber ocurrido con los gonfoterios, en caso de que convivieran con el hombre norteamericano, dice Joaquín Arroyo y describe al animal: “fue muy parecido al mamut pero de menores dimensiones. Llegaba a medir de dos y medio a tres metros y pesaba de dos a cuatro toneladas, mientras el mamut podía alcanzar las 10 toneladas; sus defensas (dientes delanteros) eran rectas, en tanto que las del mastodonte y mamut, corvadas.

“El gonfoterio es una de las tres especies de mamíferos conocidos como proboscidios –a la cual pertenece el elefante actual– que habitaron el continente americano hace 11,000 años: las otras dos fueron el mamut y el mastodonte americano. El gonfoterio no sólo era el más pequeño de los tres, sino el más antiguo.

“Fue el único proboscidio que pasó a Sudamérica porque ni el mamut, ni el mastodonte habitaron en esa región; en cambio estas dos especies sólo llegaron hasta Centroamérica, a la altura de Costa Rica.”

El científico detalla que en México se han localizado restos de gonfoterio principalmente en la vertiente del Pacífico, pero en contextos donde no aparecen rastros del hombre. “Ni en el país, ni en ninguna otra parte de América se habían encontrado restos de este animal junto con herramientas de los grupos Clovis, dichas herramientas siempre se habían encontrado relacionadas con el mamut”.

El paleontólogo explicó que “por la sola presencia de restos óseos de gonfoterio y puntas Clovis en el mismo estrato de tierra, la posibilidad que estén asociados es muy grande”; aunque no pueden definir si los cazaron hasta hacer estudios detallados.

Especificó que es necesario comprobar la idea de coexistencia de Clovis con gonfoterios, con análisis como los tafonómicos, a partir de los que se estudian las huellas que quedaron marcadas en los huesos, para determinar si las hizo el hombre; por ejemplo, si algún individuo los destazó para utilizar sus pieles o su carne, quedan rasgos de corte; también si sufrió alguna enfermedad o si fue atacado por otros animales, se puede saber por medio del estudio de los huesos.

Arroyo Cabrales comentó que al desenterrar los huesos se vuelven muy frágiles por la acción del tiempo –11,000 años–, entonces es necesario aplicarles una sustancia preparada por los restauradores del INAH para evitar el resquebrajamiento o que en el proceso de estudio, los especialistas dejen marcas que se puedan confundir con las huellas impresas en el pasado, proceso que retarda el análisis, en tanto que es necesario esperar a que se estabilicen las piezas.

El científico considera que debido a las condiciones de conservación no hay muchas posibilidades de que se pueda obtener ADN de los huesos de los gonfoterios, por lo cual es difícil su fechamiento directo; sin embargo, en el sitio se aplicarán otro tipo de técnicas que permitan obtener una antigüedad precisa.

Al respecto, Guadalupe Sánchez agregó que se llevan a cabo pruebas por Radiocarbono, una técnica de medición de antigüedad muy precisa para los vestigios de hasta 40 mil años, que estudia la materia orgánica contenida en un elemento arqueológico; así como por otros métodos de alta tecnología. Detalló que en este caso el estudio se aplica en conchas de una especie de molusco muy pequeño, llamado gasterópodo, recolectado en el sitio.

Los análisis los realiza la Universidad de Arizona, institución que también lleva a cabo el estudio paleombiental a cargo de Vance T. Holliday, luego de que durante la última temporada de campo, en enero pasado, fue hecha la colecta de gasterópodos, obtenidos de los estratos de tierra donde estaban los gonfoterios y las puntas Clovis.

Joaquín Arroyo explica que el trabajo que se hace en los estudios prehistóricos es muy detallado y largo, implica excavaciones en las que el paleontólogo va quitando la tierra con cucharillas muy pequeñas para encontrar elementos diminutos que permitan descubrir lo que habitó el planeta hace millones de años, en ese pedazo de suelo que se quedó compactado bajo el que pisamos, y donde aún es posible encontrar “escenas congeladas” del pasado, como la de una posible cacería de gonfoterios.

Fonte: http://inah.gob.mx/index.php/especiales/4930-el-brillo-del-desierto-yacimiento-de-historia (18/03/2011)

Trilha Rondônia Inca mostrará geoglifos à população

A iniciativa permitirá conhecer geoglifos da Zona da Mata. A maioria deles é alvo de novas pesquisas arqueológicas para o devido reconhecimento do Instituto do Patrimônio Histórico e Artístico Nacional

PORTO VELHO, RO – Ainda há tempo para você se programar e ir a Alta Floresta do Oeste amanhã, para participar da trilha Rondônia Inca. A programação visa oferecer ao público e às autoridades estaduais a oportunidade para o reconhecimento de uma parte do seu patrimônio arqueológico. “É algo que nada deve aos geoglifos de Nazca”, comenta um dos organizadores do evento, o farmacêutico e bioquímico Joaquim Cunha da Silva, especialista em georreferenciamento.

Nazca está localizada na parte sul do Peru, em um deserto entre vales de Ingenho e Nazca. Fica sobre uma chapada de 500 quilômetros quadrados e exibe enormes desenhos, representando figuras geométricas, animais, aves, plantas e linhas retas por toda a extensão do deserto por vários quilômetros em todas as direções. Suas linhas se transformaram em um verdadeiro enigma desde a época que foram descobertos.

Segundo Silva, a Trilha Rondônia Inca permitirá que a população conheça alguns geoglifos da Zona da Mata, que em sua maioria encontram-se na dependência de novas pesquisas arqueológicas para o devido reconhecimento do Instituto do Patrimônio Histórico e Artístico Nacional (Iphan), vinculado ao Ministério da Cultura.

“Venha desbravar a Cosmologia Inca. Você poderá andar pelo Vale do Guaporé, pelas trilhas e caminhos da Chapada dos Parecis. Tomará banho de cachoeiras, rapel, subirá a Pirâmide do Condor e, se quiser, voará de ultraleve”, prometem os organizadores.

Geoglifos rondonienses possuem desenhos antropomórficos feitos com paisagismo vegetal e se localizam num chapadão com mais de cem metros de altura na antiga Fazenda Glowaski”, lembra Silva. “Eles estão colocados lado a lado em ordem com as constelações da Via Láctea”, ele explica, recomendado, para maiores esclarecimentos, as informações divulgadas até então.

“O Amigos das Trilhas (Tom-Evertom Dienstmann), Parapente Norte-Paulão e o pesquisador Joaquim Cunha da Silva convidam a todos os amigos motociclistas, donos de carros 4x4, de ultraleve e parapente, para conhecerem esta parte de Rondônia”, diz um cartaz.

Aos participantes será servido gratuitamente um churrasco de carneiro com direito a salada. A saída rumo ao município de Alta Floresta do Oeste será pela Avenida Norte Sul (Posto Miriam ll), entre 7h e 8h. Nada se paga para participar da trilha.

Fonte: http://www.rondoniadinamica.com/arquivo/trilha-rondonia-inca-mostrara-geoglifos-a-populacao-,24685.shtml (09/04/2011)

UN VERGONZOSO ATENTADO CONTRA EL PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD

Carlos Augusto Rojas Ortiz

Los vergonzosos hechos ocurridos hace una semana en el municipio de San Agustín, donde inescrupulosos atentaron de manera infame y descarada contra una de las piezas arqueológicas más valiosas de la cultura milenaria del Alto Magdalena, nos pone a pensar sobre las políticas que se están aplicando en la Capital Arqueológica de Colombia para cuidar y conservar esta riqueza declarada por la Unesco como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Nos duele como colombianos y como huilenses que haya personas, muy seguramente compatriotas nuestros, capaces de destruir este invaluable tesoro que nos legaron los habitantes ancestrales de estas tierras cuya estatuaria data de muchos años antes de la era cristiana.

Pero nos avergüenza más que las figuras monolíticas que contienen misterios aun por descubrir por los expertos antropólogos, arqueólogos y otros estudiosos de la historia de la humanidad, permanezcan a merced de los maleantes, guaqueros y visitantes de mentes retorcidas que quieran destruirlas sin que nadie se los pueda impedir.

El Instituto Colombiano de Antropología e Historia Icanh argumenta, seguramente con razón, dificultades presupuestales para adelantar trabajos de investigación en esta zona que, según expertos, guarda muchas más riquezas y tesoros precolombinos aun por descubrir. Eso lo entendemos.

Lo que si no entendemos ni compartimos es que se haya sometido al más completo abandono la estatuaria que se encuentra en lugares diferentes al parque arqueológico con el argumento de que están en predios de personas particulares.

Un tesoro tan valioso como éste, no puede dejarse a expensas de los vándalos para que sigan ocurriendo episodios tan vergonzosos como el de La Pelota, donde las estatuas de colores, únicas halladas hasta el momento con esas características de policromía, fueron burdamente repintadas a “brocha gorda” por los inescrupulosos.

El Ministerio de Cultura, a través del Icanh, debe apersonarse de la situación, pues no se trata de la destrucción de una obra de arte cualquiera, sino de un legado ancestral cuyo valor y significado cultural es incalculable. Si la comunidad de los sectores aledaños donde permanecen estos iconos de nuestra cultura no tiene sentido de pertenencia como para velar por su cuidado y conservación, si las autoridades locales son incapaces de garantizar la preservación de ésta riqueza, no le queda más remedio al Gobierno Nacional que ordenar su reubicación.

Un gran museo arqueológico donde las futuras generaciones puedan conocer esta herencia cultural, púes, al paso que vamos, nuestros hijos y nietos no podrán conocer esto que hoy nos caracteriza culturalmente a nivel mundial.

En juego está también el futuro del desarrollo de toda una región que ha basado desde hace años su bienestar y supervivencia en los ingresos que genera la actividad turística ligada a la riqueza arqueológica y natural que posee.

El abandono de los sitios, las pésimas condiciones en que se encuentran las vías de comunicación, el deterioro natural, y los atentados contra la estatuaria, les quita interés y atractivo para los turistas que no quieren aventurarse por senderos escabrosos e inseguros parar llegar a ver lo que queda de las obras esculpidas en la roca por artistas aborígenes para adorar a sus dioses o para representar lo que fue una sociedad muy seguramente mas organizada, espiritual e inteligente que la nuestra; ahora oculta bajo una estela de abandono y olvido o, como ocurre en la Pelota, debajo de una burda película de pintura comercial.

Para completar la historia de desmanes que ponen en riesgo la declaratoria de “patrimonio histórico y cultural de la humanidad” los indígenas del Resguardo Yanacona se empeñan por las vías de hecho en habilitar una carretera dentro de los predios del parque arqueológico que ha suscitado todo tipo de preocupaciones y advertencias de la Unesco y que merece toda la atención de las autoridades locales, regionales y nacionales.

Como congresista del Huila hemos elevado petición formal al ICANH, para que responda por las medidas que se adoptarán al respecto y de los planes presupuestales que se tienen en la búsqueda de soluciones de fondo en defensa de nuestro patrimonio cultural.

Fonte: http://www.diariodelhuila.com/noticia/12582 (21/03/2011)

domingo, 17 de abril de 2011

Las Piedras de Ica: cuando el hombre vivió entre los dinosaurios

Un hombre monta sobre un triceratops, una de las más famosas y polémicas piedras de Ica.

En la década del 60 aparecieron en Perú unas piedras talladas que contaban historias de continentes perdidos, naves voladoras, intervenciones quirúrgicas y de la existencia de dinosaurios conviviendo con humanos. Pese a su milenaria antigüedad, los científicos rechazaron su veracidad.

Todos sabemos que en el pasado, nuestro planeta fue habitado por seres primordiales que dieron origen a especies nuevas y entre ellas se encontraban los dinosaurios. Que en esa evolución y tras la extinción de estos magníficos animales, los mamíferos se abrieron camino y dieron lugar a la llegada de los primeros homínidos, los ancestros de los actuales humanos.

En esa secuencia cronológica, se sabe por estudios científicos que entre los últimos dinosaurios y los primeros humanos hay una separación de 65 millones de años, o sea, ni remotamente nuestros antepasados pudieron haber coexistido con ellos. Estos es lo que dicen los manuales, pero la historia que contaremos hoy trata sobre unas piedras halladas en la década del ´60 en Perú. Unas rocas talladas que datarían de millones de años atrás y nos hablarían de la existencia de una civilización que convivió con dinosaurios. Hoy esas rocas descansan en un museo del Perú y son las polémicas Piedras de Ica.

Ica es una localidad de Perú ubicada al norte de la región de Nazca y lindera con el sur de Pisco. La región comenzó a popularizarse después de que en el año 1975, J. J. Benitez; un prestigioso periodista español, escribiera su primer libro sobre las misteriosas Piedras de Ica, titulado “Existió otra humanidad”. En esta obra, el autor describe a una civilización que habría llegado a convivir con los dinosaurios. Lo curioso de la investigación de Benitez, es que las pruebas antropológicas y paleontológicas, radican en la existencia de miles de estas piedras que fueron encontradas por Basilio Uchuya, un huaquero (saqueador de piezas arqueológicas) a lo largo de los años en las regiones desérticas de Ica. Y que constituyen el único legado a través del cual sería posible estudiar y descubrir a este antiguo pueblo.

El enigma de las piedras
En la actualidad, la mayoría de estas piedras, cuya cantidad se estima en 11.000 ejemplares, se encuentran en el Museo de la Plaza de Armas de Ica. El fundador del museo y principal difusor de este tesoro peruano, fue el Dr. Javier Cabrera Darquea, quien a través de los años fue recolectando estas piedras, a las que investigó y dedicó gran parte de su vida a los misterios que guardan las piedras de Ica.

La ciencia establece la aparición del hombre en la Tierra en el Período Cuaternario, negándole cualquier otra antigüedad, por lo que cabe destacar que las piedras han sido consideradas por la mayoría de los arqueólogos de influencia como falsificaciones hechas por los habitantes de Ica. Sin embargo, y en contra de lo que la ciencia moderna establece como verdadero, el Dr. Javier Cabrera escribió un libro, que reúne 20 años de estudio de estas piedras y en el cual podemos encontrar pasajes misteriosos sobre seres llegados de otras galaxias.

Para el doctor Cabrera, en las Piedras de Ica, surgen inquietantes pistas. Una vez más él tiene la certeza de que la vida en el planeta no comenzó en el mismo, sino que probablemente llegó del espacio: “…Hace millones de años, hombres de una inimaginable sapiencia procedentes de una humanidad establecida en un planeta del Cosmos, llegaron a la Tierra cuando la vida en nuestro planeta se hallaba en evolución. Sabemos que provenían de su planeta situado en la constelación de Pléyades, uno de los cúmulos de estrellas que forman parte de más de cien mil millones de estrellas que componen nuestra galaxia, la Vía Láctea …” (El Mensaje de las Piedras Grabadas de Ica, Dr. J. Cabrera).


Misterios gravados
Más de una decena de miles de piedras, parecen constituir un enigmático mapa del Universo, una biblioteca de la historia antigua humana tallada en estas rocas. Entre las lecturas de los investigadores de estas piedras no tan solo se habla de la existencia de dinosaurios y hombres, también se pueden encontrar traducciones que van desde el campo de la medicina hasta la explicación de la desaparición de viejos continentes, entre ellos la Atlántida y Mu, relatados en pasados informes especiales. También existen, entre los descubrimientos del Dr. Cabrera, imágenes sobre máquinas voladoras que vencían la gravedad del planeta y constantes alusiones a la existencia de una forma de vida superior, que habría tenido contacto con esta antigua civilización peruana.

Muchos detractores culpan a Basilio Uchuya, el guaquero que proveía de estas piedras al doctor Benítez, de haberlas falsificado, pero no se detuvieron a pensar en cómo hizo un pobre hombre analfabeto para dibujar en la roca imágenes tan bien detalladas de animales que jamás conoció y que dejarían con la boca abierta a expertos paleontólogos.

Esta ingeniosa teoría no tenía en cuenta la edad de Basilio, ni el tiempo que requiere fabricar una de estas piedras. El Huaquero podría haber hecho, en toda su vida, unas 10.000. ¡Pero las piezas se acercan a las 40.000 las que se han catalogado hasta ahora, y cientos de miles las que se suponen aún enterradas! No le pudo haber alcanzado la vida para hacerlas.


¿Cómo pudo situar continentes como la Atlántida y Mu, en lugares que hoy solo pocos expertos en el tema han llegado a especular que se hallaban?

Imágenes de operaciones quirúrgicas, de peces y animales extintos con gran calidad de detalles. ¿Cómo pudo haber sabido de todo ello?

Y otra cosa que no puede ser soslayado, la antigüedad de la roca del tipo Adesita, especie de roca volcánica del período Mesozoico entre 60 y 230 millones de años.

Pese a la impresionante cantidad de piezas talladas de formas muy complejas y de estar al alcance de cualquier investigador, la comunidad científica ha preferido rechazar de plano su veracidad, negando cualquier posibilidad de estudio para poder dilucidar el misterio.

Las Piedras de Ica hoy se exhiben en un modesto museo de Perú, esperando, tal vez que alguien se decida a escudriñar en ellas de forma seria, sin prejuicios y con el solo fin de saber la verdad. Esa verdad que tal vez obligue a reescribir la historia de la humanidad.

Fonte: http://www.diariojornada.com.ar/13216/Pol%C3%ADtica/Las_Piedras_de_Ica_cuando_el_hombre_vivio_entre_los_dinosaurios (17/04/2011)

Decoración corporal prehispánica

Por ENRIQUE VELA

Mujeres con pintura en el rostro en el mercado de Tlatelolco según Diego Rivera. Pintura mural en Palacio Nacional, 1945

La práctica del adorno corporal y las características últimas que éste adopta a lo largo del tiempo y entre distintas culturas son producto de un entramado simbólico que atribuye significados al cuerpo mismo –en conjunto y a cada una de sus partes– y a los elementos con que se le viste y adorna. La función primaria del adorno del cuerpo es establecer una suerte de identidad social, pues quien lleva un cierto tipo de prendas u ostenta alguna modificación intencional de su apariencia lo hace a partir de pautas culturales compartidas con los miembros de su grupo. La práctica de adornar el cuerpo puede adquirir distintos significados en distintos niveles y lo que para un grupo tiene un sentido para otro aún cercano culturalmente puede adquirir otro.

En nuestros tiempos, la pintura en ojos y boca es una práctica esencialmente asociada a las mujeres, quienes no sólo realzan su belleza de acuerdo al canon sino que se hacen parte de un grupo determinado, el del género femenino. Hoy día existen hombres, en especial jóvenes, que usan de pintarse ojos y boca, no con la idea de ser vistos como mujeres sino para identificarse como miembros de un grupo específico dentro del conjunto social, uno que comparte visiones específicas sobre distintos aspectos como la música, la moda, etc.

Que la manera de adornar el cuerpo implicaba la pertenencia o no a un grupo determinado, es decir que funcionaba como seña de identidad, se ejemplifica en Gonzalo Guerrero, aquel naúfrago español que tras convivir con los mayas de la bahía de Chetumal, Quintana Roo, se integró plenamente a ellos y rechazó el ofrecimiento de sus compatriotas de rescatarlo. Además de su negativa a unirse a los españoles, lo que más llamó la atención de éstos fue que se había “labrado” cara y cuerpo y portaba orejeras y narigueras. Esto no sólo muestra que se identificaba con los mayas, sino que éstos lo reconocían como noble, pues esta era una práctica reservada a la elite. En las crónicas de la época son frecuentes las menciones a las prácticas de adorno corporal que existían entre los habitantes de la región; de hecho se trataba de una costumbre que se encontraba no sólo entre los pueblos mesoamericanos sino entre las sociedades nómadas del norte del país, aunque cabe aclarar que con modalidades distintas.

El adorno corporal en el México prehispánico incluía variantes que podían ser temporales o permanentes. Entre las primeras están la pintura corporal, el vestido y la joyería sobrepuesta (como anillos, collares o diademas), y entre las segundas, la escarificación, el tatuaje, la joyería que implicaba horadar la piel (orejeras, bezotes o narigueras), la deformación del cráneo y el limado y la incrustación dentarios. En esta edición de Arqueología Mexicana incluimos sólo aquellas prácticas que tenían la piel como soporte principal –en algún grado–, ya sea porque se le cubría con pigmentos o porque de plano se le hendía u horadaba.

El adorno corporal permanente o temporal poseía dos sentidos básicos: señalar una identidad social y sumar una cualidad determinada al cuerpo en ocasiones señaladas.

Fonte: http://www.arqueomex.com/S9N5n1Esp37.html

Tesouro inca volta ao peru após quase um século

Repatriamento de relíquias arqueológicas de Machu Picchu levadas entre 1911 e 1915 para a Universidade Yale, nos EUA, é comemorado com exposição que comove os peruanos.

O tesouro arqueológico extraído há quase um século de Machu Picchu está de volta ao Peru. Pela primeira vez, os peruanos podem ver de perto o legado retirado pelo pesquisador americano Hiram Bingham de 1911 a 1915, período em que ele anunciou ao mundo a descoberta da cidadela de granito nos Andes e uma equipe passou a escavá-la. Sob os auspícios da Universidade Yale e da National Geographic Society, a expedição levou para os Estados Unidos algo em torno de 45 mil fragmentos, entre peças de cerâmica, metais e ossadas.

O primeiro lote das relíquias de Machu Picchu contém 363 peças e está em exposição no Palácio de Governo, na Praça de Armas, centro de Lima. Seu destino final será a Casa Concha, em Cuzco, para onde o acervo deve ser transportado nas próximas semanas. Conforme acertado com Yale, depois de anos de disputa, a antiga capital inca será o lar definitivo de um patrimônio cujo valor, tanto histórico como sentimental, não tem preço para os peruanos. "A importância das peças não é monetária, mas se trata de uma riqueza cultural inestimável. Os materiais arqueológicos nos contam o desenvolvimento de nossa civilização. É recuperação da história", diz o arqueólogo Jamer Nelson Chávez Antigona, responsável pela organização das peças.

A chegada do tesouro de Machu Picchu causou grande alvoroço no país. Muita gente ficou empolgada com a notícia, mas houve também quem não perdeu a chance de descarregar críticas. Para o diretor do Parque Arqueológico Nacional de Machu Picchu, Fernando Astete, o material não deveria ser hospedado em Cuzco, a cerca de 120 quilômetros do sítio arqueológico mais importante da América do Sul. "Sentido faria se as peças ficassem em Machu Picchu, não em qualquer outro canto." Polêmicas à parte, a exposição em Lima tem recebido cerca de 1,2 mil visitantes por dia. "Há muito interesse por parte dos peruanos. Há gente de todas as idades, é um motivo de orgulho nacional", comentou o estudante Fernando Ramírez, de 28 anos.

Datadas de 1450 a 1532, período de máxima expansão do império inca, as peças mais notáveis são vasos cerimoniais (conhecidos como quencos), recipientes usados em celebrações ritualísticas e de poder (os keros), artefatos confeccionados em cobre e prata e até um esqueleto. Há ainda cestos e vasilhas ancestrais, algumas com pedestal, outras com uma ou duas alças, muitas delas pintadas. Grande parte do material está identificado. "Estamos muito contentes por recuperar tudo isso", festejava a dona de casa Sofia Ata, de 56 anos. Natural de Cuzco, estava de visita a familiares na capital e aproveitou a ocasião para também conhecer a casa do presidente da República, que em breve terá novo inquilino. "Não podia perder a oportunidade de adentrar e admirar o palácio."

Mas, num país acostumado a controvérsias e posições antagônicas, muita gente contesta o teor do gesto de Yale. "A exposição é bonita, claro, ainda que muito pobre pela riqueza que o Peru teve. Havia muito ouro, muita prata... E só nos restam resquícios de toda a riqueza original do país", observa o advogado Orlando Leaño, de 41 anos. "Tenho a impressão de que isso que nos devolveram não representa nem 1% de tudo o que se perdeu ou nos levaram."

Com fala mansa e ponderada, mas ácida, Leaño faz pensar: "Não creio que orgulho seja a palavra correta para descrever o sentimento que deveríamos ter. Seria justo que um país que se diz irmão devolvesse ao outro tudo o que lhe tomou. Faz, aliás, muito tempo que nosso legado deveria ter sido devolvido", afirma. "De toda maneira, qualquer um pode notar que não devolveram o que havia de mais valioso. Fizeram isso apenas como quem passa a mão na cabeça de quem considera inferior."

De acordo com o arqueólogo Chávez, em dezembro deve chegar o segundo lote dos tesouros incas. Até 2012, tudo o que foi retirado estará de volta ao país sul-americano. "Juntas, todas peças configuram algo como 5 mil objetos", relata o especialista.

A devolução do que fora extraído do sítio arqueológico e de suas quase 200 tumbas incas pela equipe liderada por Bingham, no início do século passado, é o desfecho de décadas de reivindicação. Na época, a retirada e o envio da herança inca a Yale ocorreu com o consentimento do governo peruano, que alegava ter cedido o material para estudo por apenas 18 meses. Embora demorado, o acordo parece ter sido benéfico para todos.

Na condição de depositária das relíquias incas, Yale estabeleceu exigências para a devolução dessa herança, entre elas a construção de um museu e centro de pesquisa em Cuzco. O projeto foi desenvolvido em parceria com a Universidad San Antonio Abad, a principal da eterna capital inca. Estudiosos americanos e peruanos darão continuidade aos trabalhos de pesquisa em conjunto.

Fonte: http://www.estadao.com.br/estadaodehoje/20110417/not_imp707376,0.php (17/04/2011)

Cuerpo de Señora de Cao cumplió dos años de exhibición

ASCOPE.- El cuerpo momificado de la Señora de Cao, gobernante de la cultura Mochica hace unos 1,500 años, cumplió dos años de exhibición en el Museo Cao, del complejo arqueológico El Brujo, en la provincia de Ascope, en La Libertad.

Los restos, que se encuentran en perfecto estado de conservación, permanecen en una sala especial, que según cifras de la Dirección Regional de Cultura ha sido visitada por más de 63 mil turistas, entre nacionales y extranjeros.

Junto con la Señora de Cao, el recinto museográfico muestra 1,200 piezas originales halladas en el contexto funerario de la momia y en diferentes sitios de la zona monumental.

Sólo este año, 6 mil turistas visitaron el lugar, sostuvo el arqueólogo residente, Denis Vargas, quien dijo que esperan incrementar el flujo con la culminación de los trabajos de infraestructura vial.

Sobre la ampliación del circuito turístico, señaló que un equipo de técnicos elabora un proyecto de investigación, conservación y acondicionamiento turístico de huaca Cortada y huaca Prieta, así como de los restos coloniales aledaños al templo de Cao Viejo, único sitio abierto a los turistas en el complejo El Brujo.

El proyecto, que necesitaría un financiamiento de cinco millones de nuevos soles, también contempla incluir a la playa cercana, generando que los visitantes prolonguen su tiempo de visita de una hora 20 minutos a cuatro horas.

El complejo arqueológico el Brujo es uno de los más antiguos de la costa norte del Perú. Está ubicado a 60 kilómetros de la provincia de Trujillo. Andina.

Fonte: http://www.cronicaviva.com.pe/index.php/regional/costa/16585--cuerpo-momificado-de-senora-de-cao-cumplio-dos-anos-de-exhibicion (03/04/2011)

TESOROS TEOTIHUACANOS DESLUMBRAN A ESPAÑA

La exposición Teotihuacan. Ciudad de los Dioses fue inaugurada en el Forum La Caixa de Barcelona; posteriormente irá a Madrid

Más de medio millón de personas han visitado esta muestra que ha sido expuesta en museos de Suiza, Alemania Francia, Italia y México


Tras su exhibición en México y continuar desde hace un par de años una exitosa itinerancia por Europa, con la que ha registrado una afluencia de más de medio millón de visitantes, la magna exposición Teotihuacan. Ciudad de los Dioses se presenta a partir de hoy y hasta julio próximo en Barcelona, España; posteriormente irá a Madrid.

La muestra, que da testimonio del esplendor de una de las civilizaciones más importantes de Mesoamérica, está integrada por 395 piezas, entre las que destacan esculturas de piedra, estatuillas de obsidiana, máscaras rituales de turquesa, pintura mural y joyería, que han sido halladas a lo largo de un siglo de exploraciones en la Zona Arqueológica de Teotihuacan, en el Estado de México.

La exposición, organizada por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH-Conaculta), se inauguró hoy en el Forum La Caixa de Barcelona, con la presencia de Diana Magaloni Kerpel, directora del Museo Nacional de Antropología.

Teotihuacan. Ciudad de los Dioses permanecerá hasta el próximo 3 de julio en este recinto, que representa la penúltima sede que albergará la exhibición, para finalmente presentarse en Madrid en julio venidero.

De entre los casi 400 objetos prehispánicos, reunidos por primera ocasión, destacan aquellos localizados a principios del siglo pasado en exploraciones dirigidas por Leopoldo Batres, hasta aquellos que fueron hallados recientemente en el Palacio de Xalla, al norte de la Pirámide del Sol.

Entre ellos se incluyen, el Gran Jaguar de Xalla, que es una fachada escultórica que conserva gran parte de su policromía, y el llamado Disco de la Muerte, figura en piedra que alude al misterioso fin de esta antigua civilización.

También se exhiben figurillas, orejeras, pendientes y cuentas esféricas, halladas —entre 1998 y 2004— en ofrendas con sacrificios de consagración que se realizaron en tiempos prehispánicos durante las diferentes etapas de construcción de la Pirámide de la Luna.

Teotihuacan. Ciudad de los Dioses revela al público barcelonés ocho siglos de historia de esta urbe prehispánica, que llegó a ser la sexta ciudad más grande del mundo en su tiempo (150 a.C. a 650 d.C.), alcanzando un área de 20 kilómetros cuadrados y 100 mil habitantes, sólo detrás de Constantinopla y Alejandría.

La museografía de esta magna exposición aborda temáticas como: ideología, poder, arte, sociedad, religión, guerra, tradiciones, vida cotidiana. Así mismo destaca el urbanismo y la arquitectura de esta civilización mesoamericana, cuya ciudad fue planeada a partir de la observación de los astros, de tal manera que sus constructores trazaron un eje principal (la Calzada de los Muertos), cuatro barrios y una serie de conjuntos habitacionales.

Otros de los aspectos que muestra la exhibición a esta metrópoli catalana, son las distintas expresiones que caracterizaron al arte teotihuacano, como la escultura de gran formato y la pintura mural, en las que plasmaron aves mitológicas, representaciones de Tláloc (dios de la lluvia) y elementos vinculados con la guerra.

Así mismo, el recorrido incluye los aspectos religioso y mítico que tuvo esta urbe precolombina, a través de las principales deidades teotihuacanas: Tláloc, Quetzalcóatl, Chalchitlicue, y los rituales celebrados en honor a los dioses, como el sacrificio y el Juego de Pelota.

De los casi cuatro centenares de objetos arqueológicos que se exhiben, 95% pertenecen a los acervos de museos y zonas arqueológicas bajo custodia del INAH, y el resto a museos etnográficos alemanes y al Quai Branly, de Francia.

Tras su estancia en Barcelona, la exposición Teotihuacan. Ciudad de los Dioses se trasladará en julio próximo al Forum La Caixa de Madrid, España, recinto que será el último sitio donde se presentará, luego de más de dos años de largo viaje.


Teotihuacan, la gira de los dioses
Una exitosa itinerancia por México y el continente europeo es la que ha tenido desde 2009 Teotihuacan. Ciudad de los Dioses, que a la fecha ha sido presentada en seis recintos nacionales y extranjeros, donde ha sido visitada por más de medio millón de personas.

Antes de arribar a Barcelona, la magna exhibición se presentó, de noviembre de 2010 a febrero pasado, en el Palacio de las Exposiciones en Roma, Italia, recinto en el que recibió 66 mil 296 visitantes.

Con anterioridad se ha presentado en otros recintos como el Museo Quai Branly, en Paris, Francia, lugar donde —de octubre de 2009 a enero del año pasado— tuvo la mayor asistencia, al registrar 236 mil personas.

Tras su permanencia en la capital francesa, la muestra se trasladó a Zurich, Suiza, al Museo Rietberg, donde fue recorrida por casi 42 mil personas, seguido del Martin Gropius Bau, de Berlín, Alemania, donde alcanzó las 45 mil entradas.

Esta exposición, considerada la más importante que se ha montado sobre la cultura teotihuacana, tuvo como primera sede la ciudad de Monterrey, Nuevo León, con la cual se inauguró el Centro de las Exposiciones Nave Lewis; recibió 75 mil asistentes de septiembre de 2008 a enero de 2009.

Posteriormente, se traslado a la Ciudad de México, para ser mostrada en la Sala de Exposiciones Temporales del Museo Nacional de Antropología, uno de los recintos museísticos más importantes del país, en esta sede permaneció de mayo a agosto de 2009, periodo en el que fue visitada por 80 mil personas, y luego comenzó su viaje por Francia, Suiza, Alemania e Italia.

Fonte: http://www.inah.gob.mx/index.php/boletines/6-museos-y-exposiciones/4954-tesoros-teotihuacanos-deslumbran-a-espana (31/03/2011)

EL SENTIDO ASTRONÓMICO DE CAÑADA DE LA VIRGEN

Por Marlen González
marlen.2887@gmail.com

Como la metáfora de las semillas que entran en la tierra, de la misma forma el Sol y la Luna se internan en el “cerro sagrado”; este fenómeno ocurría a principios de marzo y marcaba el periodo adecuado para que los antiguos otomíes-hñahñu comenzaran a seleccionar y sembrar el grano.

Para mostrar este evento con todo su esplendor estos grupos agrícolas planearon su ciudad con una orientación singular, determinada por el movimiento de los cuerpos celestes; por ello en el tercer mes del año, aún en la actualidad, es posible visualizar cómo ambos astros ingresan a la Casa de los Trece Cielos (antiguamente concebido el “cerro sagrado”), el complejo más importante de la Zona Arqueológica Cañada de la Virgen.

Ubicada en el municipio de San Miguel de Allende, Guanajuato, esta urbe prehispánica destaca por su sentido astronómico, que rigió la supervivencia y organización social de sus habitantes; sus templos son testimonio de la sublime atracción de esta civilización por voltear a ver el cielo con el afán de encontrar sentido a los fenómenos de la vida cotidiana.

Luego de emprender una compleja investigación de más de siete años y tras mirar el cielo en incontables ocasiones en el sitio precolombino recientemente abierto al público, la arqueóloga Rossana Quiroz Ennis y un grupo de investigadores del INAH muestran la importancia que esta comunidad le atribuyó al movimiento de los astros y a la tarea de contar el tiempo.

Un recorrido por el sitio
La historia oral nos cuenta que una pareja caminaba por las cañadas del sur cuando encontró una piedra redonda conocida como geoda; las costras que cubren las geodas son muy resistentes, pero al azotarlas contra el suelo pueden quebrarse para mostrar el corazón interno de burbujas de cuarzo que se hallan fundidas dentro de la piedra. La pareja que abrió este pequeño pedazo del mundo encontró en su interior no sólo el cuarzo, si no también la imagen de la virgen, fue así como la cañada recibió su nombre (El cerro y el cielo, capítulo I).

Los antiguos otomíes-hñahñu escogieron este lugar por los múltiples beneficios que les ofrecía el ambiente, primero la cañada, una gran muralla natural que protegió a la ciudad, además de un estanque de agua que no sólo abasteció de este vital líquido a la comunidad sino que le dio belleza al escenario natural integrado por un bosque de pino y encino donde convivían patos, venados y armadillos, entre otras especies animales.

Así mismo, fue un espacio donde florecieron peculiares especies de plantas utilizadas como alimento, medicina, materiales de construcción, y en rituales y ceremonias, cuyo uso se remonta a la época prehispánica y perdura hasta nuestros días; sin embargo, el universo botánico actual de este lugar es sólo una pequeña representación de lo que existió en el momento de su edificación.

Desde el pasado 15 de febrero se puede visitar Cañada de la Virgen, sitio en el que impera un clima seco-cálido y se hallan cinco conjuntos arquitectónicos de gran belleza.

El recorrido comienza en la calzada ceremonial de casi un kilómetro de longitud, que parte de la cañada La Caja y culmina en la entrada a la zona arqueológica. Continuando por este sendero el visitante llega a la Casa de los Trece Cielos o Complejo A, edificación con un patio hundido —elemento arquitectónico característico de algunos sitios arqueológicos de Guanajuato, considerado centro vital de culto religioso— rodeado por tres plataformas con restos habitacionales y una pirámide de más de 15 metros de altura, en cuya cúspide se encuentra el Templo Rojo, decorado con pintura mural.

Otro de los sitios a contemplar es el Jardín de Arbustivas Nativas, testimonio de la utilización de los recursos naturales que tenía la población de Cañada de la Virgen; fue construido dentro de un área de 4,900 metros cuadrados, donde se plantaron alrededor de 365 especies escasas en la actualidad como: Palo dulce, Mezquite, Vara dulce, Palo Santo, Tepame y Encino, entre otras.

Cerca de este peculiar edén se encuentra El Estanque, obra hidráulica prehispánica que sirvió para almacenar agua y aportó humedad a la vegetación nativa.

La Casa del Viento es una estructura circular de 22 metros de diámetro por 2.5 metros de altura que por su diseño se piensa fue un adoratorio de Ehécatl, dios del viento.

Finalmente la Casa de la Noche más Larga (Complejo B), su nombre se debe a su ubicación en el contexto ceremonial, que sugiere una relación con el Solsticio de Invierno del 21 de diciembre, cuando el Sol se encuentra en su mayor desplazamiento hacia el sur y ocurre la noche más larga del año.

Orientación especial
De acuerdo con la arqueóloga, en la mayor parte de los sitios prehispánicos excavados en México —como Teotihuacan y Tula— los basamentos se encuentran colocados hacia el oriente, por ello el Sol emerge detrás de la pirámide.

En el caso de Cañada de la Virgen los edificios están orientados hacia el poniente, un patrón poco común en Mesoamérica, lo que propicia que el Sol aparezca por enfrente; este evento se observa con mayor claridad en la Casa de los Trece Cielos, donde el astro pasa por su pórtico y hace parecer que se interna en ella. Esto tiene que ver simbólicamente con el paisaje del inframundo y de la noche, así como el aspecto lunar.

Por tal razón la investigación de esta zona arqueológica guanajuatense no sólo le ha dado importancia al movimiento del astro solar, si no también de la Luna, que regía actividades como la caza y la recolecta, comentó Quiroz Ennis.

Este satélite es fascinante porque todo el tiempo está cambiando desde los 29.53 días que dura su ciclo de luna nueva a luna llena, y su ciclo máximo que tiene una duración de 18.6 años, y no sólo 365 días como el Sol, explicó.

En dicho ciclo lunar también conocido como Saros (repetición), la Luna alcanza lo que los astrónomos llaman “Detención Mayor”, esto es que este astro se detiene, frena, entra en pausa, jamás se le podrá ver más allá de esta posición al sur del horizonte. Se refiere además a las declinaciones máximas y mínimas de la orbita lunar, es cuando este astro se encuentra en sus extremos máximos, llamados “lunisticios” (El cerro y el cielo, capítulo V).

La importancia de estudiar este satélite tan cambiante, fugaz y difícil de atrapar, es porque si no conoces el ciclo de la Luna no puedes predecir los eclipses, los cuales eran momentos muy importantes en la cosmovisión mesoamericana puesto que eran instantes en los que el equilibrio se perdía, en la cultura otomí un eclipse significaba que el Sol se comió o mató a la Luna, o viceversa.

Son momentos de cuidado, pero curiosamente en algunos códices, como el Huichapan, los eclipses se asocian con el nombramiento de un nuevo jerarca dentro de la comunidad.

Momentos marcados por los astros
Los constructores de Cañada de la Virgen planearon que el eje de simetría de la Casa de los Trece Cielos fuera de 80 grados, lo que propicia que cada 25 de agosto, el Sol se alinee con el pórtico de dicha estructura.

De acuerdo con el investigador Francisco Granados, quien trabajó en el calendario de horizonte del sitio —que consiste en observar el movimiento del Sol tomando los picos y extremos de las montañas como marcadores solares—, encontró que dicha fecha corresponde a una festividad importante en la región del Bajío, en la que se les ofrecía a los gobernantes las mejores cosechas del año.

Otra de las fechas destacadas es el 4 de marzo, día en el que, según fray Toribio de Benavente o Motolinía, inicia el calendario mesoamericano; el Sol y la Luna se internan en la Casa de los Trece Cielos, representando a las semillas que entran en la tierra, evento que marca el inicio del ciclo consecuente de la siembra, desde el desgrane de la mazorca, el abono de la tierra, el tiempo de lluvias y la cosecha, entre otros periodos que se realizaban cada veinte días, año con año.

Con el estudio arqueoastronómico de Cañada de la Virgen, dijo, se está recuperando el conocimiento que durante siglos se había perdido. En los dos últimos años se ha estudiado el planeta Venus, la constelación de la Osa Mayor, que gira alrededor de La Casa de los Trece Cielos, vista desde el Complejo B; además de la posición de la constelación de la Cruz del Sur, que curiosamente aparece el día de la Santa Cruz (3 de mayo) posicionada en el centro del patio hundido del Complejo A, justo donde se descubrieron unos entierros.

“Los espacios arquitectónicos y el movimiento de los astros tienen relación con la tarea de contar el tiempo, con los momentos propicios para la siembra, la caza y la recolección; la hora a la que van a florecer las cactáceas, que va a caer la lluvia y muchas otras cuestiones de la vida cotidiana”, explicó la arqueóloga.

Probablemente Cañada de la Virgen era un lugar de entrenamiento para contar el tiempo, dicho conocimiento era tan preciso que probablemente la corrección española del calendario juliano al gregoriano en 1582, que tenía entonces 10 días astronómicos de error, se debiera al conocimiento recogido por los conquistadores a través de Mesoamérica.

Fonte: http://www.inah.mx/index.php/especiales/4955-el-sentido-astronomico-de-canada-de-la-virgen (01/04/2011)

Arrojan basura en Complejo Arqueológico de Chan Chan

En "letra muerta" se han convertido las normas que establecen duras sanciones a aquellos que arrojan desmonte o basura a inmediaciones de patrimonios culturales, los cuales son protegidos por el Estado.

Se calcula que alrededor del Complejo Arqueológico de Chan Chan, uno de los principales atractivos turísticos de Trujillo, existen más de 2,500 m3 de residuos sólidos, entre orgánicos y no orgánicos, depositados de manera inescrupulosa. Estos atentados son castigados por la ordenanza N° 12–2005 de la Municipalidad Provincial de Trujillo y otra norma similar de la comuna distrital de Huanchaco, con multas que superan los 180,000 soles.

De igual manera, la Ley de Residuos Sólidos tipifica como infracción grave y aplica multas desde 21 a 50 Unidades Impositivas Tributarias (UIT) por perjudicar los sitios arqueológicos y 51 hasta 100 UIT en caso de se traten de desechos peligrosos.

Cristóbal Campana Delgado, director del Proyecto Especial Complejo Arqueológico de Chan Chan, lamentó que a pesar de la normatividad existente ninguna persona o empresa haya recibido la sanción que le corresponde.

“El desmonte acumulado ocasiona contaminación ambiental y visual, además genera alarma, puesto que puede ser usado como guarida de asaltantes”, lamentó.

“Es doloroso y preocupante la desidia de algunas autoridades. Les invocamos a asumir el deber de aplicar las sanciones que establece la ley, las mismas que son muy claras y permiten preservar el medio ambiente”, subrayó.

Fonte: http://www.larepublica.pe/13-04-2011/arrojan-basura-en-complejo-arqueologico-de-chan-chan (13/04/2011)

Takesi, legendaria ruta yungueña fascina a arqueólogos extranjeros

La Paz - Bolivia.- Patricia Di Cosmo, arqueóloga italiana, ha realizado en los últimos diez años el “Proyecto Takesi” que consiste en un estudio profundo del camino de Takesi, legendaria calzada empedrada durante la época precolombina, una de las vías mejor conservada en la actualidad.

Este año se intensifica el trabajo de esta profesional italiana quien en diálogo con EL DIARIO dijo “haber quedado fascinada con la belleza de nuestro país, en especial el camino del Takesi, mas conocido como Los Caminos del Inca”.

EL PROYECTO
Di Cosmo, italiana, natural de Turin (una ciudad al norte de Italia) trabaja junto a William Castellanos, arqueólogo boliviano hace tres años.

Decidió por recomendación de su embajada en La Paz y una docente de la Universidad de Bolonia (Italia) realizar un estudio profundo en el camino de Takesi con el principal fin de obtener un mapa completo de la región.

Este proyecto recibe financiamiento del Ministerio de Asuntos Exteriores de Italia en La Paz desde el 2001, año en que se inicio el programa. Inicialmente se trataba de estudiar los caminos prehispánicos de manera general, pero luego la labor se intensificó en el camino de Takesi, “por su belleza y por la manera tan increíble en que se ha conservado a través de los años”, dijo.

Este proyecto se concentra en sitios arqueológicos a lo largo de los caminos y en la zona más alta de Sud Yungas, el sector de Inimani en el cual se han encontrado sitios interesantes como es el caso de una ciudadela hecha completamente de piedra ubicada cerca de la comunidad de Taca muy similar al Machu Pichu.

PLANES
“En el futuro me gustaría realizar mas programas de estudio y ampliar el trabajo en Yungas; poder contar con más fondos, la zona merece y necesita mucho estudio, hay zonas que no han sido estudiadas aún y la verdad que yo terminé enamorándome de este país”, añadió.

Entretanto, William castellanos aseguró: “me siento maravillado, porque gracias a esta experiencia he llegado a ver sitios que no conocía, es algo gratificante para ambos, estamos ampliando nuestros conocimientos, hay muchas zonas que a pesar de ser consideradas patrimonio nacional aún no han sido estudiadas, y es un orgullo para mí como boliviano llevar la belleza y la historia de nuestro país de esta manera”.

Fonte: http://www.fmbolivia.com.bo/noticia51106-takesi-legendaria-ruta-yunguena-fascina-a-arqueologos-extranjeros.html (15/04/2011)

Les Mayas créaient leurs propres sols pour l’agriculture

Le 1er avril, lors de la réunion annuelle de la Société archéologique américaine, à Sacramento, des chercheurs américains présenteront leur étude, qui explique pourquoi les Mayas installaient leurs cités près de zones marécageuses, propices à la fertilisation.

Pourquoi les plus importantes et les plus prospères communautés mayas étaient-elles localisées le long des vastes marécages de Tikal, dans le nord du Guatemala, où pyramides, palais et temples datant du IVe siècle avant J.-C. témoignent encore de la grandeur de cette civilisation ancienne et sophistiquée ? C’est sur cette question que se sont penchés, durant trois ans, le Pr Nicholas Dunning, géographe, David Lentz, biologiste, et Vern Scarborough, anthropologue, de l’Université de Cincinnati.

"Il ne faut pas beaucoup de pluie pour rendre [l’endroit] impossible à pénétrer. Ce sont des marécages saisonniers. La boue devient très vite profonde", explique le Pr Dunning, décrivant le site. Mais les chercheurs ont découvert que, lorsque les Mayas ont commencé à construire leurs villes près de ces zones humides, il en était autrement. Certaines parties de la zone étudiée peuvent avoir été des lacs peu profonds, avec des zones d’où les populations pouvaient extraire de la tourbe pour fertiliser les champs voisins, où les Mayas cultivaient principalement le maïs.

Au fil des années, ces pratiques agraires, sur des terrains en pente, conduisirent à une érosion des sols aboutissant à la création de tabliers de sols profonds et riches le long de la zone intermédiaire entre le plateau et les marais. "Nous avons de bonnes preuves que Tikal et d'autres sites de cette région, comportant de ces sols anthropiques, sont devenus le point focal où l'agriculture s'est développée durant cette période", explique Dunning. Les importantes quantités de pollen trouvées là indiquent l’importance des quantités de maïs produites.

"Un des aspects fascinants de l'archéologie, c'est que, dans la reconstruction de civilisations entières, on ne peut comprendre, d’un point de vue unique, comment travaillait une population ancienne, de sorte que cela se prête naturellement à un travail interdisciplinaire", conclut l’auteur.

Fonte : http://www.maxisciences.com/maya/les-mayas-creaient-leurs-propres-sols-pour-l-agriculture_art13531.html (30/03/2011)

BOLIVIA - TIWANACU Se iniciaron excavaciones arqueológicas

Las autoridades de Tiwanacu anunciaron el inicio de las excavaciones arqueológicas en el templo Puma Punku –Puerta del puma-, pese a que la ministra de cultura, Elizabeth Salguero, aún no se habría reunido con ellos. Se sabe que en el lugar se han descubierto varias puertas líticas que estaban destinadas a los rituales mágico-religiosos de los tiwanakotas.

Félix Yupanqui, dirigente de las 23 comunidades de Tiwanaku, anunció que mientras la ministra Salguero no visita el lugar, la población se encuentra en estado de emergencia. También dijo que seguirán esperando, pues la ministra no ha contestado sus llamados.

Por otro lado, algunos estudios geofísicos revelan que Puma Punku fue un complejo ceremonial con estructuras de edificios y sus compuestos, conductos de agua, como piscinas o pozos funcionales, revestimientos, terrazas, complejos residenciales y las difundidas aceras de grava que se encuentran enterradas y ocultas bajo la superficie, es por eso que, cuando lo expertos de la Unesco visitaron el lugar en el 2010, recomendaron que la excavación debe cumplirse con un equipo multidisciplinario.

Fonte: http://www.travelupdate.com.pe/internacional/2027-bolivia-se-iniciaron-excavaciones-arqueologicas-en-tiwanacu (06/04/2011)