terça-feira, 13 de abril de 2010

Arqueólogos descubren impresionantes vestigios en los cerros De Hojas y Jaboncillo.



Quito (Pichincha).- Las primeras actividades en el proceso de investigación de los sitios arqueológicos Cerros de Hojas y Jaboncillo, permitieron a los arqueólogos observar una compleja planificación urbanista, en la que el hombre no alteró la naturaleza, se adaptó a ella.

Una vez limpiadas 15 estructuras de piedra que pudieron servir de base a viviendas, templos y terrazas de cultivos, los arqueólogos Jorge Marcos, Richard Lunnis y César Veintimilla, notaron que los manteños desarrollaron un complejo sistema de ingeniería, que les permitió armonizar con todos los pisos climáticos de la montaña.
Lunnis, quien durante los últimos 30 años ha estudiado la arqueología de Manabí desde la localidad de Salango, sostuvo que los manteños integraron el concepto de ciudad con lo que representa la naturaleza, contrario a lo que sucede en la actualidad.

Remarcó que el sitio arqueológico es “único y distinto”, porque permite observar una sociedad distinta y compleja que entre los años 800 y 1.500 antes de Cristo, controló extensas zonas entre Guayas y Esmeraldas, además, que dominó el comercio en el Pacífico ecuatorial, entre México y Perú.

Jorge Marcos, PHD en arqueología por la universidad de Illinois (EE.UU), informó que entre las estructuras de piedra investigadas, todas bien alineadas hacia el este y el noreste, de cara al sol naciente, hallaron una “especie de pirámide” con rampa de acceso que pudo tener un valor religioso.

Por su parte, César Veintimilla, experto en etno-botánica, dijo que cerca a esa “pirámide” se levantan otras estructuras de lo que pudieron ser viviendas, un complejo de terrazas con fines agrícolas, sitios para la captación de agua, almacenamiento del grano y una colina estratégica desde la cual divisaban el territorio.

Los trabajos de investigación, preservación y conservación del sitio arqueológico se efectuarán en dos fases. La primera, conocida como Bloque A, prevé el estudio de 15 estructuras repartidas en 45 hectáreas, además, la revisión del estado de los 700 monumentos que contiene el conjunto de cerros de Hojas y Jaboncillo.

Desde el próximo año comenzará la puesta en valor de toda el área patrimonial, en función de los lineamientos y conclusiones a los que lleguen los arqueólogos en el Bloque A. En el año 2013, el sitio se habrá convertido en un parque arqueológico, que impulsará el turismo cultural, ambiental y comunitario en Manabí. /Centro Cívico Ciudad Alfaro.

Fonte: Equador, www.elciudadano.gov.ec/ (05/04/2010)

Nenhum comentário:

Postar um comentário